La situación económica y política de Costa Rica está cada vez peor.